Reseña | Prey.

En 2006 Human Head Studios y 2K nos trajeron un videojuego que era por demás interesante, Prey, este título combinaba buenas ideas para un título en primera persona, pero fue infravalorado por lo que su éxito en ventas nunca terminó por sobresalir, una secuela iba a llegar pero esta terminó por deshacerse. Es aquí cuando Bethesda tomó esta propiedad intelectual y le da nueva vida de la mano de Arkane Studios, conocidos por la saga de Dishonored. Debemos decirte que esta entrega no tiene nada que ver con el juego pasado por lo que no deberás preocuparte de conocer la historia anterior. Aquí tienes nuestra reseña del juego.

Prey nos trae una nueva historia, como dijimos, este juego no tiene nada que ver con aquel título del 2006, de hecho Arkane Studios estaba ya trabajando bastante con un videojuego de ciencia ficción en primera persona y Bethesda llega para decirles que podrían usar el nombre que acabaron de adquirir. Su narrativa recibió un peso bastante alto para darnos algo que nos interesara. Aquí es el año 2032, y estamos en la estación espacial Talos 1, qué es el resultado de una unión entre la Unión Soviética y los Estados Unidos, aquí el presidente John F. Kennedy no fue asesinado por lo que la carrera espacial avanzó de manera próspera, dando como resultado el contacto con una raza alienígena llamada Typhon que entre sus grandes descubrimientos, hacen que la humanidad avance en varias áreas de la ciencia.

Aquí estaremos bajo los pies de Morgan Yu, mismo que puedes elegir el sexo que quieras que tenga. El está en el Talos 1 estudiando a los alienígenas pero por razones del destino algo sale mal y ahora la estación está invadida por estos seres y en nuestro camino estaremos descubriendo la verdad del porqué Alex Yu (tu hermano en el juego) se encontraba en la base, ya que el es el principal encargado. Es aquí donde podemos decir algo muy importante de Prey, su guión es algo que le da mucha vida al juego, es una historia muy bien implementada pese a todas las referencias de las cuales se basó y es por eso que podemos decir que te mantendrá muy entretenido para conocer los misterios que encierra todo ya que si pensábamos que la humanidad estaba mejorando por el descubrimiento de estos seres, pues la verdad es que todo resulta más retorcido de lo que parece.

Ahora en cuanto a gameplay tenemos un juego que es en primera persona pero no es propiamente un FPS, este tipo de cámara más bien se usó para darle más inmersión al jugador, para que nos involucremos más en su mundo y así descubrir sus secretos, además de que es un sello que los juegos de Arkane Studios tienen. Aquí deberemos sobrevivir básicamente ya que a pesar de contar con armas o mejoras que son como super poderes, los recursos en el juego son limitados, y con sus elementos de survival horror, tendremos que saber cuándo pelear y cuando pasar por alto una confrontación directa. Es así como el sigilo toma un punto importante en Prey, hay que ver como evitar a los enemigos o eliminarlos para poder seguir explorando las zonas con la menor molestia posible ya que habrá momentos en los que deberemos ir en busca de elementos que serán de importancia en nuestra aventura, aquí deberás echar vuelo a tu imaginación para usar la menor cantidad de recursos o munición.

Prey es un juego complicado, siempre te sentirás vulnerable y es por eso que deberás administrar todo, claramente es un juego de los creadores de Dishonored, por lo que ya te podrás dar una idea. Aquí además de poder hacer mejoras a tus armas también podrás hacerlo con tu personaje, desde darle mayor fuerza o hacerlo hábil para reparar tecnología. Es por eso que aquí podrás ver que el juego no premia a quienes piensen que jalar el gatillo más rápido es lo más importante, Arkane Studios pretende no hacer juegos así de convencionales, más bien que nosotros pensemos cuál sería la mejor forma de salir adelante ante cualquier situación o batalla. Esta flexibilidad en su gameplay es algo que destaca de Prey ya que se aleja mucho de lo que comúnmente veríamos en juego de primera persona.

Aquí también deberás administrar tus recursos muy bien, no solo para cuidar que no se acaben, sino como los inviertes ya que sin duda verás que muchos de estos recursos en el futuro te serán útiles. En la estación espacial también se estaba experimentando con tecnología llamada Neuromods, una que al sujeto le otorga mejoras físicas y mentales. Es esto lo que nos hará tener ciertas habilidades divididos en dos, los humanos que sirven para darnos más salud, hackear mejor o cargar objetos pesados con mayor facilidad. Por último tenemos los poderes de tipo Typhon, estos son los que hacen que tengamos habilidades locas, lo que le dan más profundidad a su gameplay pero ojo, porque en la estación hay medidas de seguridad contra estos seres y entre más cosas tengas de ellos aunados a este punto, esas irán en tu contra. Todas estas habilidades función de manera tradicional a cualquier RPG, tu decidirás en que invertir tus Neuromods por lo que ten en mente invertir quizá esto para tener un equilibrio entre ambas cosas.

Además de todo esto también nuestro traje puede ser dañado por lo que habrá kits en la estación para poder arreglarlo, en una barra debajo de la de salud podremos ver que tan dañado está nuestro traje y ten cuidado por que entre menor sea esta más daño directo recibiremos. Pero aunado a este punto, podrás mejorar tu traje también, con cosas muy adecuadas como ponerle un jetpack, un scanner para tener más información de los Typhon, etc. Todo esto puede resultar confuso, de hecho hay muchas cosas que en el juego lo hacen notar así pero lo bueno es que en el mismo se te explicara bien todo y tendrás interfaces que también te apoyaran de la mejor manera.

A nivel gráfico y de arte, podemos decir que el juego luce muy bien, el estudio se tomó muy en serio el pensar como seria nuestro futuro en ese tiempo, así como la tecnología que podríamos tener debido a las investigaciones con esa raza alienígena. Debemos decir que Arkane Studios capturó toda la esencia del género de la ciencia ficción dentro de un videojuego con un giro muy interesante que le da toda el alma al título. Su dirección artística es asombrosa y ayuda bastante para adentrarnos en su ambiente de manera más profunda y creíble.

Para terminar debemos decir que donde tropieza el juego es en sus acartonadas animaciones, también en la inteligencia artificial del enemigo que en muchas ocasiones llegaba a fallar por los escenarios o porque se topaba con algo enfrente de nosotros que les impedían seguir moviéndose. Pero quizá lo que más nos molestó son sus pantallas de carga, tan largas que pueden durar hasta más de un minuto y como aquí debemos explorar distintas zonas una y otra vez, resultara algo bastante molesto para ti.

Sin más y pese a sus pequeños errores, Prey es una gran sorpresa, un videojuego que se sale de lo convencional de los títulos en primera persona y que vas a disfrutar bastante, más aún si eres amante de la ciencia ficción. Te lo recomendamos bastante y no dejes pasar esta nueva joya de Bethesda.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s